Buscando mi nombre

Mois Veros

By

Es Cristo quien vive en mí

Realmente, mi proceder no lo comprendo; pues no hago lo que quiero, sino que hago lo que aborrezco. En realidad, ya no soy yo quien obra, sino el pecado que habita en mí. Pues bien sé yo que nada bueno habita en mí, es decir, en mi carne; en efecto, querer el bien lo tengo a mi alcance, mas no el realizarlo, puesto que no hago el bien que quiero, sino que obro el mal que no quiero.
Rom 7, 15.17-19

…con Cristo estoy crucificado: y no vivo yo, sino que es Cristo quien vive en mí…
Gal 2, 19-20

Mois

5 Responses to Es Cristo quien vive en mí

  1. Maria Arias says:

    Siempre me ha encantadon esa cita de Pablo, y siempre me recuerda a esta frase:

    “… es preciso que tengáis también la amabilidad de Cristo, es decir, que esa misma humildad de Cristo se revele en vuestros actos, que no haya nada en vosotros que de Cristo no sea, y si pensáis, que vuestros pensamientos sean de Cristo; y si amáis, que vuestros afectos, los afectos de vuestro corazón, sean de Cristo, y que todo cuanto hagáis, sea por complacer a Cristo. Si trabajáis, que sea por Cristo; si oráis, que sea en unión de Cristo; si dais algún alivio a la naturaleza, que lo deis por Cristo, y en fin, y para decirlo de una vez: que seáis tan totalmente de Cristo, que podáis decir con el apóstol: ‘Vivo, pero no soy yo quien vive, sino que es Jesucristo el que vive en mí’ “

    Beato Marcelo Spínola

  2. Belén says:

    Gracias a los dos!
    Un beso

  3. Rosita says:

    Este versiculo nos ayuda a comprender nuestro caminar, no nos demos por vencido, si caemos volvamonos a levantar porque Jesus sigue viviendo en nosotros. Gracias por compartirlo.

  4. DORIS says:

    Llevo impreso en mi ser lo que significa esta frase de pablo, porque al decirle al Señor que disminuya yo y crezcas EL en mi, es él y sólo él quien se hace grande y hace obras grandes.
    esto también significa que dejo mi voluntad a la suya y que debo prepararme para la batalla, el dolor, el desengaño de los seres humanos, pero la felicidad de tenerlo dentro y hacer, repito, su voluntad. El se gloría en el corazón que le abre la puerta: …” y entraré y senaremos juntos, el conmigo y yo con él”
    esto hace que la dicha del corazón mío sea grande, pero como también dice Pablo: el que se gloríe, se glorie en el Señor

  5. alix says:

    Sentir que cada día dejo el espacio de la personba vieja para permitir que cristo habite en mi ser, es lo más maravilloso que me ha podido pasa….asi siga cometiendo errores que provienen de estar dentro de este cuerpo y de esta mente………
    ser mejor cada día es mi objetivo y les quiero decir que asi sea en contra de esta tierra, estar cerca del Nazareno: !!1vale la pena!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies